VIDEOTIPS:

HAZ PUERTA A PUERTA EN TU BARRIO

(y conoce a tus vecinos)

¿Cuál es el problema?

Un buen “puerta a puerta”, puede ser una herramienta poderosa, cuando más que una especie de evangelización masiva, muy formateada e impersonal, se transforma en el encuentro de personas comunes que comparten una información y contrastan un punto de vista.
El clásico “puerta a puerta” es masivo, donde muchas personas van de diferentes lugares para hacer un barrio en específico, que quizás no conoces bien, con un gran uso de tiempo y recursos.

¿Qué te sugerimos?

Tan simple como que partas por tu propia calle, pasaje o edificio y toques la puerta entregando alguna información –alguna de las que puedes imprimir en esta misma página- contándole al vecino o vecina, quien eres, donde vives y que quieres compartir una información que puede ser de utilidad para esa persona. ¿Quién mejor que tú, para evaluar el tono, los horarios, la forma de llegar de mejor manera a tocar esa puerta?
¿No quieres ir solo? Anda con otro vecino, con alguien de tu casa. Que poderoso puede ser que vaya padre e hija; o una pareja. Es probable que en la mayoría de las casas ese puro gesto hable más y mejor que el contenido que vas a compartir.
Con la masificación de estos esfuerzos no hay dinero del rechazo que pueda ganar una elección.

Play Video